29 mayo, 2020 Chile

Jorge Vial, de PPU, responde el Cuestionario LexLatin

Resolución de Conflictos

Jorge Vial Álamos, reconocido litigante chileno, es ahora socio de Philippi Prietocarrizosa Ferrero DU & Uría – Chile, luego de que la firma multinacional iniciara la absorción paulatina del equipo de Vial Larraín Abogados, boutique fundada en 2017 por el abogado.

Vial inició labores como líder de la práctica de resolución de conflictos de la firma y, en medio del cambio, accedió a darnos sus respuestas al Cuestionario LexLatin.

¿Por qué decidió hacerse abogado?

Siempre tuve, desde joven, la inclinación por las humanidades y mi padre es abogado. Lo anterior fue formando en mí la convicción de que me gustaba estudiar y argumentar. Todo eso y otras actividades relacionadas con el derecho, como la docencia (soy profesor de la Escuela de Derecho de la PUC desde hace más de 23 años), se han ajustado mucho a mis intereses y habilidades. Me considero un abogado feliz de haber optado por esta profesión.

 ¿Puede indicarnos una meta a mediano plazo?

La meta hoy a mediano y largo plazo es mantener y mejorar el ya reconocido prestigio de la firma PPU en el área de resolución de conflictos. Hay mucho logrado, pero también hay mucho por hacer. 

Como abogado con varios años de experiencia, ¿qué consejo le daría a las nuevas generaciones de abogados?

Mi consejo es que vayan pensando desde ya cuáles son sus expectativas y sus ambiciones en el mundo del derecho. El medio está cada vez más competitivo y la gente que planifique mejor su carrera tendrá ventajas comparativas respecto de aquellos que no tienen claro lo que quieren hacer en el ámbito legal.

Cuando yo empecé a litigar, no se consideraba necesario tener estudios en el extranjero, ni dominar otro idioma, ni la docencia, etc., pero hoy esto ha cambiado radicalmente. Los litigantes deben prepararse, seguir estudiando en el extranjero, seguir escribiendo y publicando, incorporándose a seminarios o a la docencia, participar de organizaciones o asociaciones profesionales. 

Hoy hay que elegir una especialidad, antes no. El abogado predominante era el “generalista”. Eso ya no existe.

 ¿Cuáles son las cualidades más importantes que debe tener un abogado para alcanzar el éxito?

Debe estar preparado intelectualmente en las mejores instituciones educacionales y seguir estudiando toda su vida, sea magister o en seminarios o diplomados. Luego tiene que enfocarse tempranamente en una especialidad. Finalmente, debe desarrollar redes de colegas y clientes en esa especialidad. Las tres cosas demandan tiempo, esfuerzo y recursos.

Si no fuese abogado, ¿cuál profesión hubiese escogido? ¿Por qué?

Siempre me ha gustado el arte. Creo que me habría decantado mucho la arquitectura.

¿Puede indicarnos una película o libro que recomendaría a los estudiantes de Derecho?

A Civil Action (Una Acción Civil), película basada en el libro del mismo nombre e inspirada en un caso real. Es una fuente inagotable de sabiduría legal y de humanidad.

Fuente: Lexlatin

Link Publicación